La banca tiene todo preparado para una fuga de sicav cuando llegue el impuesto a los “ricos”