Aumentar el salario mínimo es lo mínimo que podríamos hacer para civilizar a EE.UU